¿Qué hace falta para crear un estudio de arquitectura?

Para un profesional de la arquitectura, la situación laboral está relativamente complicada a causa de que la construcción ha sufrido un parón durante los últimos años y cada vez les resulta más difícil encontrar trabajo y además cada v cada vez tienen que hacerlo por menos dinero.

Como una de las soluciones que se pueden dar para conseguir realizar la actividad profesional para la que se ha estudiados, está la de monta un estudio de arquitectura.

Dependiendo del tamaño del estudio y la proyección que se quiera tener, costará más o menos dinero llevarlo a cabo (no es lo mismo un trabajo para 1 arquitecto, que para 5 con sus respectivos delineantes).

crear un estudio de arquitectura 1

Recursos humanos: aquí entran todos los profesionales que trabajarán en el estudio: arquitectos, aparejadores, delineantes, etc., como dijimos anteriormente, la cantidad variará en función del tamaño que se pretenda realizar, aunque para un solo arquitecto, se podrá prescindir de los profesionales al menos al principio y contratar los servicios que sean necesarios en el exterior.

Recursos materiales: sistemas informáticos adecuados: ordenadores potentes (estaciones de trabajo), software (programas de diseño / dibujo, cálculo de estructuras, de instalaciones, ofimática, presupuestos, etc.), fotocopiadora, impresora de planos, fotocopiadora de planos, escaner. Red local, conexion a internet, telefonía. Mesas, sillas, armarios, etc.

El local: debe estar situado en un lugar muy accesible y vistoso, el interior debe se amplio y ofrecer comodidad a los trabajadores y clientes.

Pero antes de todo: se debe hacer un plan de negocio, estudiar el mercado existente donde se va a situar el estudio de arquitectura, ver la normativa vigente en cuanto a su creación.

crear un estudio de arquitectura 2

Las posibilidades de negocio que se tendrán, la competencia existente en la zona. La generalidad o especialización en la que se basara el trabajo que se realice.

Si se ofrecerá servicios a todos los públicos o solo a empresas relativamente importantes. Las inversiones que se necesitarán, el tiempo estimado para recuperar la inversión, etc.